Sóplale al viento,
corriendo, hirviendo en luz secreta
en cada noche que intento buscar
tu pelo.

Coge mi mano
y aprieta los dedos.
Llévame a la fiesta
verde del mar, azul del cielo,
roja del suelo como no es
tu pelo.

Dame tu sombra.
Pinta mi boca con tu boca
de sal.

Resbala mi mano
por caminos de piel, tu piel,
y el mar sonríe.
Sonríe de ti y de mí,
espirales de color:
rojo del cielo, azul del mar,
verde del suelo como no son
tus ojos.

Laberinto (2009)